top
  
noticias
 
 
FECHA DE LA NOTICIA: 24 de julio de 2018
 
Agrandar el texto   Achicar el texto   imprimir  
Vida y obra social de Luis Navarro Avilés
interior
  • Reseña escrita por el historiador sanbernardino Gabriel Salazar.
RESEÑA DE LUIS NAVARRO AVILÉS
(1928-2018)

Como en toda trayectoria política y social citadina, siempre existen personajes ligados al ámbito político, social o económico que dejarán huellas imborrables por sus actividades colectivas. Posiblemente, esta sea una idea exigua para reflejar la magna obra de vida de Don Luis Navarro Avilés, ex Alcalde, Regidor y Concejal de la Comuna de San Bernardo.

              Nacido un día 7 de junio de 1928, en el Fundo San Joaquín, en una época en la cual, San Bernardo está experimentando cambios sociales y territoriales trascendentales que marcarán su identidad, debido a la construcción y funcionamiento de la Maestranza Central.

            Es hijo del núcleo familiar compuesto por Don Luis Navarro Barahona y Doña Rosa Avilés Yáñez, recibiendo el cuidado y protección inicial de sus abuelos maternos junto a sus seis hermanos.

Su actividad formativa, en lo que entendemos hoy como enseñanza básica y media fue realizada en diversos establecimientos educacionales: Ex Escuela N° 7, Escuela Superior N° 1, Liceo de Hombres y Escuela Nocturna. Esta época de niñez y juventud, estaría marcada por las precarias condiciones económicas que obligan al pequeño Luis a trabajar a una temprana edad, destacando sus labores en la antigua Panadería Francesa.
Realizó el Servicio Militar Obligatorio en la Escuela de Infantería de San Bernardo, destacando su participación como conscripto sobresaliente. En 1945, ingresa a la Escuela de Artes y Oficios para recibirse con la especialidad de Tornero Mecánico.

Esta profesión es relevante en la vida del joven Luis, pues representa la convicción personal de presentarse a la Maestranza Central, época en la cual, está viviendo un auge progresivo, en cuanto a la reparación y armado de locomotora.

Coexisten en esta época, una intensa actividad política en las Juventudes Radicales. Destaca también, su trabajo como corresponsal del diario La Tercera y sus columnas en “El Ferroviario”. Realizó cursos de economía en la Universidad de Chile.

Una faceta destacada en el joven Luis fue la deportiva. Práctico diversas actividades en el Boxeo, Atletismo y Fútbol. En este último, encontramos los mayores logros deportivos, pues integró los cuadros de Ferrobadminton, O´Higgins de Rancagua y Maestranza Central. Fue seleccionado nacional, en el cuadro que compitió el Campeonato Panamericano. En el equipo Maestranza Central tuvo una actividad sobresaliente, incluso fue portada en los años 50 de la mítica revista deportiva “ESTADIO”.

            Sin duda, la actividad política es la que tiene mayor reconocimiento local, pues fue alcalde en cuatro periodos y en varias oportunidades regidor y concejal.  

            La participación política en el medio local comienza con tan sólo 31 años de edad. Es en esta época, cuando el joven abogado Lionel Rojas lo impulsa a presentar un programa de candidatura local.

Así, comienza desde la población Sur la campaña de aquel “joven obrero y deportista” como lo consigna la folletería política de la época. En el acto de lanzamiento, se leyeron y explicaron las bases de su candidatura demostrando su “condición inigualable de obrero, deportista y amigo que abriría el corazón del electorado”. Con todo, el votante debería marca la alternativa “K-27”. En la edición del diario La Idea del sábado 2 de abril de 1960, se observa la siguiente frase: “Conciudadano Amigo (…). El día domingo 3 vote por Luis Navarro Avilés”.

Los resultados de las elecciones municipales del día 3 de abril de 1960, significan el triunfo de diversas corrientes políticas locales, destacando los triunfos de Hugo Gálvez, José Domínguez, Bernardino Jara, Guillermo de la Cuadra, Julia Mellado, Alfredo Abraham y entre ellos, Luis Navarro.

En este sentido, comienza su labor como regidor con la abnegación de responder a su querido y amado “pueblo de San Bernardo”. Atrás quedarán sus habilidades técnicas en la Maestranza Central, en el Club Deportivo América y su condición de obrero y dirigente radical. El regidor Navarro integra las comisiones de “Tránsito y Deportes” acompañando a los regidores Alfredo Abraham y Julia Mellado.

Posteriormente, con tan sólo, 33 años de edad se convierte en el alcalde más joven del país el día 5 de julio de 1961, luego de la vacancia originada por las renuncias de Don Hugo Gálvez y José María Domínguez, respectivamente.

El primer gobierno de Don Luis Navarro estuvo caracterizado por un programa de loteo en poblaciones como: Cóndores de Chile, Santa Cristina y Valle Verde. También, destaco el mejoramiento de las condiciones laborales de los funcionarios municipales, el proyecto de construcción del edificio consistorial, el mejoramiento del Estadio Municipal, entre otros.

La colaboración con las diversas ramas deportivas en la comuna,  representaba un anhelo de este joven alcalde, pues para él, el quehacer deportivo formaba parte de la formación valórica y moral de las personas.

Las elecciones municipales de 1963, nuevamente significan un triunfo en la trayectoria política de Don Luis. No obstante, en 1968, luego de los gobiernos de Raúl Cuevas Palma y Guillermo de la Cuadra, respectivamente, veremos a nuestro querido Luis en la escena política como alcalde. En este segundo periodo prolongado hasta 1971 tuvo que enfrentar el conflicto con las comunas de La Cisterna, Puente Alto y La Granja que venían a botar los residuos domiciliarios al Río Maipo. Esto se solucionó con la adquisición del Fundo La Cañamera en la Comuna de Puente Alto.

La Ciudad de San Bernardo para esta época posee una población, comercio y vida cotidiana que dibuja una identidad rememorada por los sanbernardinos. Es la época, en la cual, las familias acuden a buscar sus bienes de consumo a tiendas como “Pelayo”, “El Gallo”, “La Gran Vía”, “Sarralde”, entre otras.
Algunas de estas tiendas ya han desaparecido producto de la entrada del modelo neoliberal en la ciudad, y que hoy podemos apreciar en los grandes centros comerciales que incluso, han socavado con el rico patrimonio arquitectónico local.

La entretención local destaca por los espacios de sociabilidad de los recordados centros de esparcimiento como: “La Bomba”, “El Toconao” “El Rafael de la Presa”, “El Tertulia”, entre otros.

En consecuencia, nos encontramos al frente de la antigua forma de hacer política local, caracterizada por la sociabilidad de las autoridades con la comunidad que busca en los márgenes de la precaria administración municipal, satisfacer las demandas de los vecinos del San Bernardo tradicional. 
Entre los años 70 y 80, Don Luis estuvo al margen de la actividad política local. Dedicado al comercio y su familia, vendría una nueva oportunidad para robustecer y consolidar su figura como político local.

Con motivo de las elecciones municipales de 1992, Don Luis es presentado como candidato del naciente bloque político de la Concertación de Partido por la Democracia. Los resultados son concretos. Por un tercer periodo, Don Luis es nuevamente elegido como alcalde de San Bernardo. Han transcurrido varios años. La municipalidad ya no es la misma; muchos funcionarios están en retiro. Una nueva infraestructura municipal enfrentan los ojos azules de este hombre maduro de cabellera canosa.

En estos años 90, destaca el fuerte impulso en diversas áreas que repercutirán en el desarrollo material, social y económico de la ciudad. En efecto, las acciones están individualizadas en un considerable programa de pavimentación; el mejoramiento de la vialidad local; la importante gestión de señalización del tránsito local; la mantención y mejoramiento de las obras de evacuación de aguas lluvias; la extensión de las áreas verdes; el aumento del alumbrado público, agua potable, alcantarillado y seguridad ciudadana; planes importantes en las áreas del deporte y recreación local; el impulso al equipamiento comunitario; la diversificación de los servicio municipal, entre muchos otras.

En definitiva, como señala una memoria de gestión de los años 90, los gobiernos de Don Luis tenían como objetivo “lograr una mayor eficiencia y racionalización del quehacer municipal”.

Casado con doña Lidia Ormeño con quien tuvo 6 hijos, y más tarde con la señora Gladys Morales. Por varios años, estuvo complicado de salud. Ayer con 90 años, dejo de existir este querido ex Alcalde, Regidor y Concejal. Querido y amado por sus hijos, hijas  nietos y bisnietos.

Por su dilatada trayectoria política y social, en el año 2010 la Ilustre Municipalidad de San Bernardo reconoció su trayectoria local mediante el Decreto Exento N° 6.224 del día 13 de mayo como “HIJO ILUSTRE DE LA COMUNA DE SAN BERNARDO”.

Don Luis, ya no está entre nosotros en este mundo terrenal, pero indudablemente quedará para siempre en nuestra memoria colectiva.

GALERIA DE FOTOS
volver
Descargar Recursos Tecnológicos Recursos Tecnologicos google maps